Vidrio laminado

Transparencia, luminosidad, ligereza, variedad de colores y diseños.

El vidrio laminado consiste en la unión de varias láminas de vidrio de cualquier grosor, mediante una película intermedia realizada con butiral de polivinilo (PVB), etil-vinil-acetato (EVA) y con resinas activadas por luz ultravioleta o simplemente por la mezcla de sus ingredientes.

 Debido a la mejora en la producción de este tipo de vidrio, actualmente se utilizan los vidrios laminados en aplicaciones hasta ahora vetadas para ellos como es la construcción, sustituyendo a otros productos al aportar unas serie de características estéticas, además de las constructivas necesarias, como son transparencia, la luminosidad, ligereza o la variedad de colores y diseños.

Ventajas
del vidrio laminado

Incrementa la resistencia y la seguridad

El vidrio laminado, cuando es desarrollado para este fin, ofrece una enorme resistencia, hasta el punto de que puede ser utilizado como elemento constructivo, de hecho es cada vez más popular este tipo de usos.
Es fácil conseguir vidrios de este tipo que cumplan con todos los estándares técnicos oficiales requeridos.

Control de la luz solar

La luminosidad dentro de una casa o edificio es algo deseable, sin embargo, cuando esta es excesiva puede resultar molesto. Para evitar esto cuando se utilizan vidrios laminados se recurre a filtros para controlar el paso de la luz solar.
Esto se consigue normalmente añadiendo óxidos metálicos en las capas internas.

Aislante térmico

Una de las razones por las que el vidrio laminado se utiliza en la fachadas de edificios, además de por su gran resistencia, es que utilizando la correcta combinación de materiales se consigue un gran aislamiento térmico, lo que reduce significativamente el gasto en calefacción o aire acondicionado.

Aislante acústico

Al igual que sucede con el aislamiento térmico con los vidrios laminados se puede conseguir un buen aislamiento acústico, incrementando con ello la idoneidad de este material para la construcción.

Usos

El uso del vidrio laminado es cada vez mayor

En decoración de interiores los vidrios laminados se pueden utilizar para separar espacios sin evitar que pase la luz, consiguiendo de esta forma una mayor sensación de amplitud.

Debido a la alta resistencia del vidrio laminado, también pueden utilizarse como suelo o pavimentos para separar plantas, incrementando en gran medida la luz de la estancia y provocando un efecto visual único que solo se puede conseguir con el vidrio laminado.

Algunos de los más usuales del vidrio laminado son: mamparas de baños y duchas, puertas de seguridad, cristaleras de negocios y edificios, mobiliario, barandillas de escalera, paredes divisorias, vitrinas, acuarios, cerramientos de terrazas, ascensores…

NUESTROS PRODUCTOS EN VIDRIO LAMINADO

COlor y serigrafía

Nuestra tecnología y polivalencia nos permite combinar la seguridad con la decoración pudiendo laminar vidrios serigrafiados digitalmente con pinturas cerámicas, vidrios opacos o láminas de colores. Diversidad de aplicaciones en uso comercial y residencial donde el diseño requiere colores o imágenes específicos.

Bajo emisivo:

Principalmente la aplicación es en comercios, escaparates, evitan el calor sin oscurecer y lo bloquean sin reflexión, ahorrando consumo energético en el interior y protegen los productos.

Acústico:

Ventanas en áreas con contaminación acústica alta, lucernarios y techos acristalados, reduciendo ruido lluvia o granizo

Tecnológico

Vidrio inteligente, transparencia, opacidad o calor, con un solo click, Oficinas, escaparates, mamparas separadoras de estancias etc

Pisable

Peldaños escaleras, pasarelas etc.

Personalizado

Como en la variedad está el gusto, tenemos posibilidad de laminar con láminas especiales, como telas, vidrios, metales, vegetación etc Aplicación de diseño Contract.

proyectos

CONTACTE CON NOSOTROS

+34 961 155 722

info@luniglass.com

Montcabrer, 3
Apdo. de correos, 13
46940 Aldaya, Valencia